04/01/2009

Cooperativismo: ayer, hoy y siempre. Enfoques, valores, procesos

Lic. Ángel Petriella
2008

A partir del análisis de las problemáticas y desafíos que atraviesan los emprendimientos sociales para sobrevivir y desarrollarse exitosamente, el sociólogo Ángel Petriella, adscripto a la presidencia de Banco Credicoop, conceptualiza en su último libro Cooperativismo: ayer, hoy y siempre. Enfoques, valores, procesos –editado por Idelcoop–, un nuevo modelo de gestión que articula democracia y eficiencia en las entidades de la economía solidaria. Cómo producir políticas internas que guarden los cánones necesarios en términos de jerarquía y responsabilidad, y que no sean antagónicas con los principios básicos de la participación en términos de igualdad y representatividad en las instancias decisorias, es uno de los principales interrogantes que escudriña el autor con respecto a la lógica organizacional de las cooperativas.

En el ámbito de lo que son los movimientos sociales, el cooperativismo trae una novedad porque los miembros de las cooperativas no sólo dan cuenta con la claridad de sus discursos, con la capacidad de voluntad de lucha, de lograr presión en la política para modificar cosas, sino que dan cuenta por cómo resuelven desde la gestión un bien social que no es estatal, que es la cooperativa. Allí aparece algo muy importante, que es la responsabilidad individual y colectiva, no sólo responden como cooperadores sino como cooperativistas en forma individual porque son parte del patrimonio que administran, incluso asumen riesgos como parte de ese patrimonio. El tema de la gestión nos lleva a reflexionar acerca de que si se puede gestionar con participación y eficiencia productos, bienes y/o servicios, también es posible hacerlo, de este modo, en el ámbito público estatal o las áreas de la economía social.

El concepto de nuevos paradigmas surge en los grandes debates posteriores a la década del 90. En ese período se produjeron en el mundo cambios políticos, tecnológicos y, también, de escala de las organizaciones que definen una nueva forma de ver lo organizacional, no solamente a través de lo estructural y lo jerárquico. Para nosotros un nuevo paradigma organizacional fue el proceso de fusión, es decir, cambiar de pequeñas estructuras –cajas de crédito– a grandes estructuras –bancos– manteniendo la gobernabilidad democrática, siendo eficientes y articulando historias e identidades anteriores. Ese proceso generó cambios de tendencias a partir de la necesidad de conjugar innovación con democracia, participación, eficacia, pertenencia y, sobre todo, con voluntad de demostrar que otro modelo de gestión es posible.

BUSCAR EN ESTUDIOS E INVESTIGACIONES

Con la colaboración de: