23/03/2010

Cooperativas de vivienda aportan a la operación retorno de uruguayos desde el exterior

La Dirección General para Asuntos Consulares y Vinculación del Ministerio de Relaciones Exteriores ideó el proyecto destinado a resolver la demanda de viviendas del creciente número de familias uruguayas que viven en el exterior y deciden retornar al país. Éstas se integrarían a una cooperativa de vivienda por ahorro previo, con un similar número de familias locales. La experiencia piloto se realizará en Montevideo y ya ha concitado interés internacional por su singularidad y creatividad.

En la actualidad regresan un promedio de 80 familias por mes y el número tiende a incrementarse. El fenómeno comenzó a evidenciarse en los últimos dos años y en términos de saldo migratorio, en 2009 y explicado en parte por la crisis internacional, el porcentaje de personas que resuelven volver, en comparación a las que optan por irse de Uruguay, es mayor.

Este tipo de cooperativas se financia con el ahorro de los socios y un préstamo del Fondo Nacional de Vivienda y Urbanización a razón del 15% en el caso de los socios y un 86% proporcionado por el Fondo.

Para solicitar el préstamo, hay que tener ahorrado el 10% y elaborado un proyecto de construcción, el que se realiza con la ayuda de un Instituto de Asistencia Técnica, equipo cuyos honorarios se pagan con una parte del préstamo (máximo el 7%).
El terreno es proporcionado por la Intendencia Municipal de Montevideo (IMM), en el marco de un acuerdo con FECOVI.

Una ventaja adicional del plan según las autoridades radica en que “como sólo se invierte el 15% del valor de la vivienda, las familias que tienen cierto capital de ahorro, pero que no es suficiente para comprar una vivienda, podrían tener acceso al alojamiento y, eventualmente, a un resto de capital como para mantenerse en su proceso de inserción a la vida del país o sustentar un emprendimiento propio”.

BUSCAR EN NOTICIAS

Con la colaboración de: