29/10/2008

La Caja Costarricense de Seguro Social firmará nuevo convenio con cooperativas de mujeres que proveerán ropa hospitalaria

La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) comprará la ropa hospitalaria a grupos de mujeres organizadas en cooperativas de autogestión.

Hasta febrero pasado, la adquisición de ropa se hacía a grupos o asociaciones independientes. No obstante, la Caja decidió cambiar la modalidad, tras determinar que estas mujeres carecían de seguro social y de otros beneficios laborales.

Según explicó el gerente de logística de la CCSS, Ubaldo Carrillo, el anterior convenio carecía de seguridad jurídica en el tema de la contratación. “El convenio las dejaba en un esquema de desprotección”, manifestó Carrillo.

El gerente informó de que la Caja trabaja en una nueva propuesta de convenio, con la idea de hacer, con la Unión de Mujeres Cooperativistas, una contratación directa de servicios.

Durante más de 20 años, la CCSS ha comprado la ropa hospitalaria (como gabachas, pijamas, cubrebocas y sábanas) a asociaciones independientes de mujeres. Estos grupos eran coordinados por la Fundación de clubes 4-S, un organismo semiautónomo, dependiente del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG). El director ejecutivo de esa fundación, Bernal Méndez, dijo que la Caja nunca le comunicó oficialmente las razones por las cuales no renovaría el convenio.

De acuerdo con Méndez, un grupo importante de mujeres –450, dijo–, se quedó sin trabajo desde febrero como consecuencia de la decisión de la Caja. Mireya Jiménez, de la Unión de Mujeres Cooperativistas, indicó que recibieron quejas de las mujeres por la desprotección laboral que sufrían en algunas asociaciones: “No les pagaban seguro, les cancelaban el salario con atraso y no recibían ni el ingreso mínimo”.

Debido a lo anterior, la Unión decidió organizar en cooperativas a estas mujeres para darles capacitación en autogestión.

BUSCAR EN POLÍTICAS PÚBLICAS

Con la colaboración de: